contador gratis Caso Maldonado: el testigo mapuche estuvo preso con Jones Huala - Periodista 360
  • Inicio
  • >
  • Política
  • >
  • Caso Maldonado: el testigo mapuche estuvo preso con Jones Huala

Caso Maldonado: el testigo mapuche estuvo preso con Jones Huala

  • por Periodista 360
  • 7 de septiembre, 2017

Pese a que negó estar vinculado al líder mapuche, Clarín dice que estuvo tras las rejas en una causa que se le inició el 27 de mayo de 2016, cuando Matías Santana fue detenido con el líder de la RAM en Chubut.

Matías Santana, el joven mapuche que a un mes de la desaparición de Santiago Maldonado declaró ante la Justicia haber visto «cómo al jovense lo llevó Gendarmería» el 1 de agosto, había negado no tener nada que ver con la agrupación RAM. Pero ahora se conoció un dato que lo pone en duda.

Santana tiene varias causas en su contra y aparece muy vinculado al líder de la RAM, Facundo Jones Huala. Clarín tuvo acceso a la causa en la que ambos fueron detenidos en mayo de 2016 por ocupar tierras de Benetton en Chubut.

El secretario de Derechos Humanos Claudio Avruj lo había señalado como «vocero» de ese grupo y había indicado que «es un hombre que ocupa un lugar muy importante dentro de la estructura».

La ocupación del predio «Vuelta del Río», ubicado sobre la Ruta Nacional 40, en el tramo que une Leleque con El Maitén, ocurrió en marzo de 2015, según denunció Compañía de Tierras del Sud, propiedad del Grupo Benetton. Por este motivo se abrió una causa, bajo el legajo fiscal N°31.829.

En esa misma causa se denunciaron otros hechos, como el incendio de casillas y disparos intimidatorios con armas de fuego a empleados de los Benetton, hurto de unas 140 ovejas, 30 vacas y 15 terneros. Pero el más grave sucedió el 3 de octubre de 2015, cerca de donde se ocuparon esas tierras. De madrugada, un grupo de 6 encapuchados ingresaron a la casa de un puestero –a cargo del Puesto 15 «Pescado»– que descansaba junto a su esposa y sus tres hijos. Lo redujeron, amenazándolo con armas de fuego, y lo forzaron a meterse en el río. En pleno invierno fue obligado a permanecer ahí durante dos horas. Hasta que, tras someterlo a un simulacro de fusilamiento, efectuando varios disparos, se retiraron. Antes, le robaron los celulares, pincharon las cubiertas de su vehículo y le rompieron el equipo de radio VHF para que no pudiera pedir ayuda.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4D Producciones

Estado del Tránsito